Conozca qué son los CFDs


Un producto flexible para el inversor sofisticado

Un CFD es un Contrato por la Diferencia entre el precio de entrada y de salida de un instrumento financiero.

El CFD refleja el rendimiento de dicho activo, sin la necesidad de tener la propiedad física del mismo. Permite beneficiarse de los movimientos en los precios al alza y a la baja en instrumentos tales como Acciones, Índices, Divisas, Materias Primas y Tipos de Interés. Es un derivado OTC (over the counter); es decir, no cotiza en un mercado organizado.

Los CFDs están ganando terreno a la inversión tradicional gracias a sus múltiples ventajas:

  • Benefíciarse tanto de mercados bajistas como alcistas o efectuar coberturas, estrategias de pares, etc.
  • Fácil acceso a mercados internacionales y miles de productos globales
  • Los CFDs le permiten efectuar una operativa eficiente con bajas comisiones
  • Los precios de los CFDs son transparentes
  • Los CFDs exigen por parte del inversor solamente el depósito de un pequeño importe (sobre el nominal de la inversión) en concepto de garantía

Conozca con más detalle las ventajas de los CFDs.

Para ayudarle a comprender mejor la operativa en CFDs, vea nuestros ejemplos.

Si desea profundizar más sobre la operativa y las particularidades de los CFDs, venga a conocernos o inscríbase en uno de nuestros seminarios.


Los CFDs, al alcance de todos

Los CFDs nacieron en Gran Bretaña en los años 90 y en un principio estuvieron reservados a clientes institucionales. En la actualidad son accesibles al cliente minorista, lo que ha supuesto una revolución en el mundo de la inversión debido a su bajo coste y a la amplia variedad de activos a los que permiten acceder y la diversidad de estrategias de trading que permiten realizar.